El pasado jueves 28 de febrero, el presidente de CEPA acompañado de miembros de la junta directiva del Sindicato de Trabajadores de la Industria Portuaria de El Salvador (STIPES), anunciaron la modificación de forma de contrato de régimen tercerizado (outsourcing) a contratación de forma directa y permanente de 240 empleados del Puerto de Acajutla.

El Presidente de la autónoma aclaró que estas plazas, se encuentran incluidas en el Presupuesto General de Gastos del año 2019, modificado con ampliación automática avalado por el Ministerio de Hacienda y en el Presupuesto General de la Nación 2019, en consideración a los riesgos inherentes a las labores portuarias, reconocidas así en el Código de Trabajo vigente como peligrosas, lo cual permite otorgar las prestaciones del Contrato Colectivo de Trabajo por Establecimiento Puerto de Acajutla Periodo 2017-2019 vigente.

La modificación se tomó mediante acuerdo la Junta Directiva de CEPA, al dar cumplimiento al compromiso adoptado con la clase trabajadora del Puerto de Acajutla en agosto del 2017.

Con la ejecución de dicho acuerdo, los empleados pasarán a beneficiarse de un contrato individual de trabajo, que les brindará estabilidad laboral y otros beneficios derivados, directamente con la institución.

CEPA mantiene el compromiso de continuar con la modernización del Puerto y la posibilidad de concretar la especialización del recurso humano necesario para la ejecución de sus actividades.

“En CEPA, estamos comprometidos con el país, hemos realizando esfuerzos para otorgar una infraestructura logística con sensibilidad humana, moderna y a la altura de los estándares que requiere nuestro país. Asimismo, quiero agradecer el esfuerzo de nuestra fuerza laboral por hacer de nuestra institución un pilar clave de los esfuerzos logísticos nacionales en la construcción de un país de oportunidades y modernidad”, mencionó Nelson Vanegas, Presidente de la autónoma.